jueves, abril 16, 2009

Distorsiones

En la mañana venía oyendo en el radio que la cámara de Senadores aprobó en comisiones el asunto ese de regular las tasas de interes y las comisiones que cobran las instituciones financieras.

Pánico fue lo que me dio oir esa noticia, no puedo creer como es que se hacen y se aprueban de volada leyes tan estúpidas únicamente con fines electoreros.

Aunque es cierto que en México se cobran tasas de interés altísimas tampoco es que podamos decir que el consumidor está indefenso ante tales abusos. Nadie te pone una pistola para obligarte a hacer uso de crédito. Simplemente si no lo necesitas hay menos demanda de crédito y las instituciones financieras deben hacer más atractivo el asunto para convencerte de contratar uno.

Pero como somos incapaces de hacernos responsables de nuestro futuro financiero le pedimos a papi gobierno que meta las manos para evitar que los malvados banqueros hagan negocio a nuestras costillas...

A nosotros recientemente Banamex nos ofreció entrar a un 'club' que nos brinda menores tasas en nuestros créditos, mayores rendimientos en nuestras inversiones y un tipo de cambio preferente gracias a nuestro excelente historial crediticio. Lo mejor de todo es que dicha membresía es gratuita. 

No son pocos los casos en los que alguien que maneja bien sus tarjetas se da cuenta de que le están cobrando de más, va al banco a cancelar su cuenta argumentando que las comisiones y los intereses son altísimos y sale del mismo con un atractivo plan en que te reducen comisiones, te dan la anualidad gratis, te reducen intereses y así.

A los que nunca les ofrecerán esas condiciones son a aquellos clientes morosos, pues obviamente para el banco es más riesgoso prestarle a un malpago que a un cliente cumplido, y es por eso que se blindan con altísimas tasas de interes. Pero incluso los malpago no están obligados a contratar créditos.

La parte positiva de todo esto es que ahora los bancos se fijarán más en a quien le dan un crédito para que siga siendo negocio, la parte negativa es que los créditos informales y los usureros harán su agosto y sin regulación alguna...

9 comentarios:

pez dijo...

pues yo sabía que se habían hecho de la vista gorda nuestros legisladores, precisamente para no regular las comisiones

además hoy no estoy de acuerdo, es una mentada de los banqueros que en sus países de origen (EU, España, Francia, Hong-Kong) no osan cobrar tales tasas de interés y con los ratones tercermundistas lo hacen. Las parejas DINK's se pueden dar el lujo de tener inversiones y ahorrar, no así aquellas con varios hijos, colegiaturas, etc.

sí, ya sé, nadie los obligó o les puso una pistola en la sien para que tuvieran hijos. solamente es una cuestión de sensibilidad

Alletta dijo...

pez: y pq crees que no cobran esas comisiones en su país de origen? PUES PORQUE SI SE LAS COBRAN NO LES CONTRATAN CRÉDITOS!!!
Si el consumidor (en este caso de productos financieros) se niega a contratar esos créditos las instituciones financieras los tendrán que hacer más atractivos.
NADIE necesita una tarjeta de crédito y la gran mayoría las tiene pero no tiene idea de SU CORRECTO USO

Exenio dijo...

Quiero un banquito...

Simbad de la Porra dijo...

"Aunque es cierto que en México se cobran tasas de interés altísimas "

Hace poco leia a un economista (con las reservas del caso, ya que los economistas solo son buenos para predecir el pasado) e hizo un comparativo real, eliminando el riesgo país, inflación y la diferencia no era tan alta.

También hay que tomar en cuenta lo dificil que es en México ejecutar garantías

Juan de Lobos dijo...

Pues para mi las comisiones si es tener muy poca madre, puede ser una bicoca, pero les recuerdo del caso del robo de los centavos del extinto Bancomer (cuando era verdeamarelo) de hecho les pagamos por que guarden nuestro dinero el cual al jinetearlo les produce intereses.
Los cueles por cierto jamás se verán reflejados en mi cuenta corriente, a menso que traiga los fondos que tengo en las Islas CAyman.
Aullidos y besos.

Orejas Blandas dijo...

Lo que deberían hacer ley los idiotas diputados, es una que haga obligatoria la educación financiera desde la primaria...

En vez de caer en el eterno paternalismo...

Alletta dijo...

exenio: para sentarte?? xD

simbad: tienes razón, es impresionante el número de personas que solicitan un crédito sin intención de pagarlo, conozco al menos un par que pidieron crédito hipotecario y luego dejaron de pagar y se unieron al barzon para que los defiendan...

lobito: la cosa es que no vemos el panorama completo. Ellos nos pagan una bicoca de intereses pero cobran intereses muy altos, pero de la diferencia tienen que sacar el costo de su operación y obtener ganancias, si no existieran las comisiones la diferencia sería aún más grande. Quizá veo las cosas de otro modo pues mi hermana trabaja para un banco y ahí te das cuenta de un chorro de costos que son 'transparentes' para el cliente

FE: pues eso sería algo realmente interesante para variar...

AndreaLP dijo...

Yo sé que los bancos son negocios pero el simple hecho de jinetear... digo, guardar los ahorros ya te crea una ganancia. Entonces ¿porqué cobrar intereses tan altos, comisiones absurdas y cargarte la mano con cualquier pretexto? Si los intereses de tu ahorro fueran más sustanciosos, no creo que nos doliera tanto.

Y los diputados, como siempre, aprueban leyes pendejas y las que son realmente importantes las tienen en la congeladora. ¡Que se pongan a trabajar, caray!

Saludines.

Anónimo dijo...

Andale tu! sigue mordiendo la mano que me da de comer... La gente piensa que los bancos son instituciones de beneficiencia, sociedades caritativas o que demonios? Quieren mil sucursales lindas, con muchas cajas para no hacer largas colas, que les atiendan todos sus caprichitos y les reciban ochenta moneditas de a peso porque es deber del cajero contarlo y que no se les cobre nada? total el banco se jinetea la lana... no han comprendido que el banco es un negocio más, como una tiendita, como un restaurante y como mil cosas mas... en fin, no digo que haya fallas, errores, etc, es un tema delicado eso del billete...